Diferencia entre innovación y adaptación

La mayor parte de nosotros nos adaptamos a los tiempos, como si fuésemos un paso por detrás siendo conscientes de una determinada igualdad. Innovar significa ir un paso por delante, hacer avanzar la historia, abrir la puerta de la novedad. Y esto lo consiguen, o tienen capacidad para ello, más bien pocos. Adaptarse es relativamente fácil, porque otros han creado ya modelos que seguir, porque se trata de repetir existosamente, de reproducir “aquello que funciona”.

Los que innovan son los que muestran lo que no hay, los que adelantan, aún a riesgo de ser llamados “locos”, aquello que irremediablemente sucederá. No sé bien cómo se consigue, ni cómo se vive en la cabeza de “esta gente”. Es normal que todos deseemos parecernos un poco a ellos. Son verdaderos genios, de los que hacen nacer un nuevo mundo. Y no quiero hablar de tecnología, ni comunicación, ni de progresos.

Me gustaría hacer una pequeña lista de innovadores en humanidad. Los que hicieron avanzar la igualdad de todas las personas, los que defendieron a los relegados y apartados, los que supieron fijarse en los niños, los que creyeron en la verdad y en su inocencia… Por ejemplo, el primero que comenzó a hablar de la importancia de los sueños, los que apostaron por la libertad de los demás -no sólo la suya-, los que hicieron del amor lo que hoy entendemos que es, los que inauguraron la búsqueda común de la felicidad, los que supieron mostrarse tiernos y compasivos ante los sufrimientos de otros… ¿Qué será lo que está por venir?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s